Cumple Javier Duarte al entregar viviendas en El Dique

Cumple Javier Duarte al entregar viviendas en El Dique

La solidaridad ante las desgracias individuales o colectivas debe ser el valor primordial para actuar por algún acontecimiento crítico, destacó el Gobernador Javier Duarte de Ochoa, al entregar viviendas y un salón de fiestas a las familias afectadas por la explosión del 01 de febrero de 2015, en la colonia Felipe Carrillo Puerto de Xalapa.

Acompañado por el titular de la Secretaría de Gobierno (SEGOB), Flavino Ríos Alvarado, y el alcalde Américo Zúñiga Martínez, el mandatario señaló que las autoridades y la sociedad siempre deben mostrar respeto y unidad al momento de vivir alguna tragedia.

Al hacer entrega de las llaves, expresó que ahora el barrio de El Dique podrá mejorar sus condiciones y contar con una experiencia que servirá para reflexionar sobre la ayuda y la colaboración que hoy se logra.

“El Gobierno del Estado y el Ayuntamiento pusimos manos a la obra para cumplir con la construcción de estos hogares y el salón de fiestas; ahora, las familias han recuperado su patrimonio; asimismo, tomamos las decisiones correctas y recobramos la tranquilidad en esta ciudad y esta colonia de mayor tradición”.

Ante los vecinos, el Gobernador reconoció la colaboración de la administración municipal que ha tenido el contacto con los habitantes, así como el trabajo de sus colaboradores del gobierno estatal, que ha permitido que El Dique salga adelante y goce de mejores instrumentos para su progreso y su integración.

“Hoy dejan atrás un capítulo y empiezan a escribir otro, lleno de esperanzas; las casas y el salón de fiestas que venimos a entregar representan la voluntad de superar desafíos y empezar otra vez”.

A cada uno de los beneficiados, Duarte de Ochoa les refrendó su felicitación por recuperar su patrimonio, “ya que ahora regresarán a sus hogares para emprender un nuevo comienzo con entusiasmo, al lado de una comunidad solidaria y fraterna”.

Al interior del nuevo salón de fiestas, subrayó la palabra cumplida, aquella promesa que hizo a los afectados con la explosión; por lo que agradeció a cada uno de los vecinos el hecho de estar unidos y demostrar que autoridades y sociedad pueden superar cualquier tragedia.

“Por más difíciles que sean los problemas los podemos superar; podemos anteponer dificultades en mejores condiciones de desarrollo para nuestra sociedad. Recuerdo ese día que acudí con mi esposa Karime Macías a demostrar nuestro respeto, solidaridad y total apoyo a las familias que lamentablemente se vieron afectadas”, concluyó.